practicar
practicar
practicar
post principal 1200x500-01
previous arrowprevious arrow
next arrownext arrow
Shadow
  • Los cambios en el segundo tiempo por parte de las dos escuadras marcaron la diferencia en el terreno de juego.

En un clásico electrizante y lleno de emociones, la Liga Deportiva Alajuelense (LDA) se llevó la victoria con marcador de 3-2 sobre el Deportivo Saprissa en la casa morada.

Alajuelense saltó a la cancha con un cuadro muy variado a lo que venía presentando en todo el torneo, con nombres como el de Carlos Mora y Brandon Aguilera en la titular y sin referentes como su capitán, Bryan Ruíz, por sanción.

En los primeros minutos de juego los dos equipos manejaron las acciones con calma, hasta que los de casa se animaron por ir más al ataque  y tuvieron las chances más claras de cara a gol.

Sin embargo, toparon con la destacada figura en el arco manudo, Leo Moreira, quien frenó todas las arremetidas moradas, negándole el gol, en las jugadas más claras, a los remates de Daniel Colindres y Mariano Torres.

Las jóvenes promesas rojinegras mostraron destellos de calidad en la Cueva. Con tan solo 17 años, Brandon Aguilera se afianzó en la media cancha y ataque manudo, mientras que Carlos Mora corrió la banda derecha y se mostró confiado supliendo la baja de Alonso Martínez.

Los goles se quedaron para la etapa complementaria, donde Saprissa tomó primero la batuta y fue a buscar el partido.

Al minuto 60 se abrió el marcador con un buen gol desde fuera del área y al ángulo del experimentado Michael Barrantes, quien llevaba solo 3 minutos en el terreno de juego.

La respuesta de Carevic fue inmediata y mandó a llamar desde el banquillo a Álvaro Saborío y  Geancarlo Castro.

Y cuando apenas ingresaba al 63, Saborío anotaba el empate en el primer balón que impactaba en la cancha, en una jugada de tiro libre que cobró Alex López para servírsela al goleador.

Al minuto 80, llegaría el 2-1 en los pies de Johan Venegas, después de un remate de Torres que rebota Moreira y le queda al delantero para impactar y mandarla al fondo de la red.

La alegría morada se apagaría dos minutos después, cuando la Liga ponía el empate con el gol de Jonathan Moya, después de una jugada colectiva entre Ian Smith y Zabala.

Al 83, el central Juan Gabriel Calderón sanciona una falta en el área que le comete Ricardo Blanco a Geancarlo Castro. El cobro del penal se le encomendó a Moya, que ejecuta de buena manera y firmaba así su doblete y la victoria Alajuelense.

El clásico no decepcionó. Los dos equipos regalaron un buen espectáculo y no faltaron los goles ni las emociones.

Las variantes por parte de los dos bandos resultaron ser la pieza esencial para marcar la diferencia en este choque.

La Liga volvió a las sendas de la victoria y sigue firme en su liderato con 28 puntos. En el otro grupo, el Deportivo Saprissa ocupa la tercera posición detrás del conjunto de Limón.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *